Venció el desempleo con una idea

En 2008 doña María José Salmerón Chirip pasó a engrosar el desempleo que en ese momento afectaba a más de 140 mil nicaragüenses, según cifras oficiales. Después de varios años de trabajar como oficinista para una empresa norteamericana, esta cesó sus operaciones y estando embarazada María José quedó sin empleo. Su preocupación se acentuaba cada vez que recordaba que además de preparar la llegada de su bebé, también debía asegurar el pago de la universidad de su hijo mayor.