Represión en lugar de pensión

El régimen orteguista ha respondido con represión a la demanda de los adultos mayores de que se pague la pensión reducida del Seguro Social a la que tienen derecho los antiguos afiliados que cotizaron menos de 750 semanas pero más de 250.

Huelga general en Turquía tras la brutal represión de las protestas

Dos importantes sindicatos turcos iniciaron este lunes una huelga general contra la brutal represión de los mítines antigubernamentales, un nuevo desafío al primer ministro del país, el islamo-conservador Recep Tayyip Erdogan, que la víspera movilizó a miles de partidarios y justificó las intervenciones policiales.

Confirman represión

El Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) realizó un informe sobre los acontecimientos en el municipio de Rancho Grande, Matagalpa, donde refleja la persecución política y la represión judicial que sufren los concejales opositores, pertenecientes al Partido Liberal Independiente (PLI) y Partido Liberal Constitucionalista (PLC) de parte del FSLN.

Estado policíaco y su antídoto

En las “repúblicas bananeras”, como Nicaragua bajo el poder del orteguismo y Venezuela subyugada por el chavismo, el Estado policíaco es una forma regular de ejercicio del poder. Pero, igual que la corrupción, el Estado policíaco es una tentación latente y presente en todas partes, hasta en los países más democráticos.

El Estado policíaco

A quienes creen que en Nicaragua tenemos el mejor o uno de los mejores cuerpos de policía del mundo, les debe parecer exagerado que se diga que aquí hay un Estado policíaco, solo por algunos abusos que miembros de la Policía Nacional cometen de vez en cuando. Pero no son las palabras, sino la realidad de las actuaciones policiales arbitrarias y represivas —que además no son esporádicas sino sistemáticas—, la que indica que el régimen orteguista está restableciendo un Estado policíaco, que no es exactamente igual a los que hubo durante la dictadura somocista y la dictadura sandinista de los años ochenta, pero sí cada vez más parecido.

Reprimir no es inteligente

Una de las cualidades que se le atribuyen a Daniel Ortega, no solo de parte de sus partidarios sino también de algunos empresarios privados independientes, analistas políticos y representantes de la oposición, es la de que el presidente inconstitucional es un político hábil y astuto. Dicen que Ortega compensa su falta de ilustración con inteligencia, un agudo olfato político, sentido de oportunidad, habilidad para manejar situaciones complicadas y astucia para sacar el máximo provecho a las debilidades de sus adversarios y enemigos.

Vuelve represión a las ONG

Las ONG que anteriormente fueron víctimas de persecución gubernamental consideran que la decisión del Gobierno de exigir a la cooperación Noruega que no entregue fondos al Centro de Estudios Internacionales (CEI), fundado y dirigido por Zoilamérica Ortega Murillo, es parte de la “continuidad de control” que el presidente inconstitucional Daniel Ortega quiere ejercer sobre los flujos de financiamiento a este sector.