Tragedia en El Trapiche

Niña de 11 años muere ahogada al resbalar en rampa y caer a la presa Luis Alemán Saballosluisaleman@laprensa.com.ni Lo que hasta ese momento era un divertido paseo de tres adolescentes y una niña para despedir el año viejo, terminó en tragedia cuando la niña falleció por sumersión en las aguas del balneario El Trapiche, a […]

El cadáver de la niña, después de ser rescatado por bañistas en el balneario El Trapiche.

  • Niña de 11 años muere ahogada
    al resbalar en rampa y caer a la presa

Luis Alemán Saballosluisaleman@laprensa.com.ni

Lo que hasta ese momento era un divertido paseo de tres adolescentes y una niña para despedir el año viejo, terminó en tragedia cuando la niña falleció por sumersión en las aguas del balneario El Trapiche, a las 3:05 de la tarde de ayer.

María Dolores Guadamuz Gaitán, de 11 años, perdió la vida al caer a las aguas de El Trapiche junto a su hermano Manuel Enrique, de 14 años, mientras jugaban a la orilla de la presa.

Ambos hermanos al parecer se resbalaron en una especie de rampa que hay frente al restaurante El Rancho Leo, sumergiéndose en el agua sin que el resto de sus acompañantes se dieran cuenta.

Manuel Enrique logró salir a la superficie y ante su desesperación por mantenerse a flote, el joven Ixzer Leomar Rosales Espinoza, de 17 años, novio de Martha Jessenia Guadamuz, que también participaba en el paseo, se lanzó a las aguas para rescatarlo, lo que logró minutos después.

Cuando intentó lanzarse nuevamente para rescatar a María Dolores, ya era tarde, la niña había fallecido. Los cuatro muchachos habían llegado a El Trapiche desde la mañana del domingo para darse un chapuzón, sin que el padre de los tres hermanos se diera cuenta del paradero de sus hijos.

Rosales Espinoza relató que todo el día habían pasado tranquilos, divertidos y sin tomar licor, pero por la tarde cuando se disponían regresar a casa, los dos hermanos se pusieron a jugar a la orilla del agua.

“Yo no los vi, cuando me di cuenta, sólo miré que Manuel estaba chapaleando agua por lo que me tiré para salvarlo, pero ya no pude hacer nada por rescatar a María”, relató Rosales Espinoza, mientras se lamentaba no tener suficientes fuerzas para regresar al agua y salvar a su cuñada.

Los tres hermanos viven con su padre Mariano Enrique Guadamuz y una tía porque su madre tiene 10 años de vivir en los Estados Unidos.