Asesino de Parmenio fuera de Costa Rica

Le entregaron a los sicarios 7 millones de colones en efectivo, tres días antes del crimen “Sandy” es la pieza clave en el homicidio Ernesto RiverayOtto Vargas Redactores de La Nación Una pieza clave de la organización montada para asesinar a Parmenio Medina estaría fuera del país. Se trata de Felipe, alias “Sandy”, ex convicto […]

Padre Mínor de Jesús Calvo sospechoso de homicidio capturado hace unos días por miembros de la OIJ.

  • Le entregaron a los sicarios 7 millones de colones en efectivo, tres días antes del crimen
  • “Sandy” es la pieza clave
    en el homicidio

Ernesto RiverayOtto Vargas Redactores de La Nación

Una pieza clave de la organización montada para asesinar a Parmenio Medina estaría fuera del país. Se trata de Felipe, alias “Sandy”, ex convicto en Costa Rica y posiblemente de origen dominicano.

Su nombre atraviesa, de principió a fin, la confesión que uno de los presuntos miembros de la banda, John Gutiérrez Ramírez, rindió ante el Ministerio Público (órgano acusador del Estado).

Según el testimonio de Gutiérrez Rámirez, “Sandy” fue quien lo reclutó para el crimen. Habría sido también quien presentó a Gutiérrez con Jorge Castillo Sánchez y Omar Chaves Mora.

“Sandy”, habría recibo por sus servicios tres millones de colones, de los 13 millones que se transaron para encargar el crimen.

Posiblemente “Sandy” habría viajado a República Dominicana. Felipe o “Sandy”, es el último de los nombrados por Gutiérrez que aún no ha sido detenido.

Ayer ante consultas realizadas con Interpol Costa Rica y el Ministro de Seguridad Pública, Rogelio Ramos, se indicó que la Fiscalía aún no les ha solicitado, formalmente, localizar a este sujeto en el extranjero.

Sin embargo, el ministro Ramos agregó que fuentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) le indicaron que Felipe ya fue localizado en República Dominicana.

Su nombre aparece en los momentos cruciales de la planificación y ejecución de Parmenio Medina, y también es señalado como una de las dos personas (el otro sería Castillo Sánchez) que almorzaron junto con Gutiérrez a la espera de ver por televisión la noticia del homicidio.

CONEXIONES VIOLENTAS

Una vez que Gutiérrez aceptó coordinar el homicidio, “Sandy” le habría presentado al empresario deportivo Jorge Castillo Sánchez en el restaurante McDonalds de Heredia. Dos días más tarde, Felipe también habría reunido a Gutiérrez con el financista de Radio María, Omar Chaves, en el hotel Balmoral.

Allí mismo se habría pactado el precio de los ejecutores.

“Sandy” y Castillo Sánchez —según el testimonio de Gutiérrez— fueron quienes le entregaron siete millones de colones en efectivo, tres días antes del crimen.

SÓLO QUERÍAN ASUSTAR A PARMENIO

Los autores intelectuales del crimen de Parmenio Medina pretendían en principio asustarlo, pero optaron por el homicidio cuando el comunicador prosiguió con sus investigaciones.

“Lo que sé es que a Parmenio no lo pensaban matar, sino amenazarlo y asustarlo, pero esto cambió cuando él fue a Reforma (la cárcel de Alajuela) y estaba sacando informaciones que no podían salir a la luz”, según consta en su declaración.

CHOQUE DE VERSIONES

Durante su comparecencia ante el Ministerio Público (órgano acusador del Estado), Calvo aseguró: “Yo nunca amenacé a Parmenio con darle muerte, ni por teléfono, ni por radio ni por ningún medio. Siempre mi actitud fue de bendición y perdón”.

En contraste, un ex colaborador de Radio María (de apellido Bonilla) dijo a la Fiscalía que en una ocasión Mínor le manifestó: “Necesito que usted busque a una persona que tome un arma y le dispare a Parmenio varios tiros”.

La ex compañera sentimental de César Nicho Murillo —supuesto líder de la banda homicida— dijo, el 13 de septiembre del 2002, haber escuchado una conversación que versó sobre Calvo.

DECLARACIÓN

“Hicieron el comentario (los presuntos homicidas) de que lo había mandado a matar —a Parmenio— el padre Mínor y que les pagó 10 millones de colones”, según consta en aquella declaración.