Escasez de talento

pablo-fletes@laprensa.com.ni El gigante ruso Nikolai Valuev retuvo el sábado su corona peso pesado de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB), al vencer a Jameel McCline por abandono en tres asaltos, producto de una lesión que sufrió en una de sus rodillas. El triunfo de Valuev era de esperarse. Sus 2.13 metros de estatura y 322.3 […]

pablo-fletes@laprensa.com.ni

El gigante ruso Nikolai Valuev retuvo el sábado su corona peso pesado de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB), al vencer a Jameel McCline por abandono en tres asaltos, producto de una lesión que sufrió en una de sus rodillas.

El triunfo de Valuev era de esperarse. Sus 2.13 metros de estatura y 322.3 libras eran suficiente razón para pensar en un éxito de “La Bestia” sobre un McCline que no tiene nada de pequeño: 2 metros de estatura y 268.3 libras.

Sin embargo, quedó una vez más demostrada la crisis que sufre la máxima división del boxeo rentado, porque el breve recorrido de la pelea fue aburrido, sin mucha atracción para los aficionados que asistieron a esa cartelera.

Es más, el hecho de que la pelea haya sido en el St. Jakobshalle, en Basel, Suiza, indica de alguna forma el poco atractivo que generan estos campeones mundiales.

Hay escasez de valores de primera categoría, son poco atractivos y eso ha mermado el interés por cada presentación de los actuales campeones.

La crisis también se refleja en la escasez de los peleadores estadounidenses como campeones de los cuatro organismos más importantes del momento.

El ruso Oleg Maskaev es el campeón de los pesos pesados reconocido por el CMB, mientras el ucraniano Wladimir Klitschko ostenta el título de la FIB.

El único campeón que no proviene de la desaparecida Unión Soviética, es el estadounidense Shannon Briggs, campeón de la OMB, que ganó el título en noviembre pasado, cuando noqueó al bielorruso Serguei Lyakhovich.

Cuánta falta hacen peleadores como Mike Tyson, Evander Holyfield, Lennox Lewis, por mencionar a los más recientes, que le dieron brillo a esta división que venía perdiendo un poco de brillo.

Ya no digamos los Muhammad Ali, George Foreman, Joe Frazier, Ken Norton, tantos otros de las décadas de los 60 y 70 que pusieron muy en alto esta categoría.

Por el momento, no se vislumbra a un peleador que pueda ser un imán taquillero, que provoque gran interés en los pesos completos.

Ojalá que surja alguno, para que desaparezca esta escasez de talento que tiene a la división en tinieblas.

DOS NICAS EN SUIZA

A propósito de la pelea de Valuev con McCline, el sábado en Suiza se encontraban dos personajes del boxeo rentado nicaragüense.

Renzo Bagnariol, presidente de la Comisión Nicaragüense de Boxeo, se encontraba en ese escenario como representante de la Asociación Mundial de Boxeo.

Recordemos que Valuev es campeón pesado de la AMB.

El otro personaje nica era Ricardo Rizo, quien integra el equipo de trabajo de McCline.

Rizo, quien vive en Miami, Florida, estaba actuando como representante de McCline en esta aventura por Europa. Y aunque no ganó su protegido, es interesante observar y destacar el desempeño de los pinoleros en las altas esferas del boxeo internacional.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: