Finalmente salieron a reparar calles

La Alcaldía de Bluefields, en el Caribe Sur, decidió de último momento mandar a “bachear” las calles luego de que un grupo de taxistas decidieran reparar ellos mismos, con dinero propio, un reductor de velocidad ubicado en el barrio Fátima, frente al colegio Madre del Divino Pastor.

El miércoles los taxistas repararon un reductor de velocidad en el barrio Fátima, en Bluefields. LA PRENSA / S. LEON

La Alcaldía de Bluefields, en el Caribe Sur, decidió de último momento mandar a “bachear” las calles luego de que un grupo de taxistas decidieran reparar ellos mismos, con dinero propio, un reductor de velocidad ubicado en el barrio Fátima, frente al colegio Madre del Divino Pastor.

“Estamos actuando de acuerdo a lo planificado, desde enero (pasado) teníamos planificado realizar trabajos de bacheo, pero no habíamos avanzado, hoy (ayer) iniciamos en el barrio Fátima frente a la calle de la familia de Napoleón Alaniz”, dijo Edén Borge Gutiérrez, portavoz municipal de la Alcaldía de Bluefields.

TAMBIÉN OTRAS CALLES

Precisamente esa misma calle sería “bacheada” ayer por un grupo de seis taxistas que la mañana del primero de julio se dieron a la tarea de reparar un policía acostado que se encontraba en mal estado.

Borge insistió que esa reparación ya estaba planificada y agregó que también realizarán bacheos en las calles principales de Bluefields.

Martín Lanuza, taxista y organizador del grupo de profesionales del volante que se dieron a la tarea a reparar las calles con fondos propios, dijo a LA PRENSA que “lo importante es que las autoridades hayan reconocido que hay calles en mal estado, ya no importa que ellos hagan el trabajo, eso era lo que queríamos, eso permitirá que nuestros vehículos no sigan sufriendo más”.

Ayer varios pobladores destacaron la labor del grupo de taxistas que decidieron reparar los reductores de velocidad.