Oposición mexicana presenta iniciativas sobre uso medicinal de la marihuana

Legisladores mexicanos de oposición propusieron este 3 de marzo en ambas Cámaras del Congreso sendas iniciativas para permitir el uso de la marihuana y productos derivados de la hierba con fines medicinales, a través de modificaciones a la Ley General de Salud.

LA PRENSA/EFE/FELIPE TRUEBA/Archivo

Legisladores mexicanos de oposición propusieron este 3 de marzo en ambas Cámaras del Congreso sendas iniciativas para permitir el uso de la marihuana y productos derivados de la hierba con fines medicinales, a través de modificaciones a la Ley General de Salud.

La diputada federal María Cristina García presentó, en nombre de la bancada del izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD), un proyecto de ley que plantea reformar los artículos 237 y 245 de la Ley General de Salud, con el objeto de fortalecer el derecho a la protección de la salud.

Se prevé regular «la importación a nuestro país de medicamentos hechos a base de marihuana, con los cuales el Sistema Nacional de Salud estará en mejores condiciones para atender enfermedades y padecimientos o nuevos desarrollos científicos que han probado su pertinencia técnica y curativa en el mundo», explicó García en tribuna.

«En esta iniciativa se propone eliminar la prohibición que actualmente existe en el artículo 237 de la Ley General de Salud respecto a la importación, portación, prescripción y utilización para fines terapéuticos de los medicamentos derivados de extractos de cannabis y canabinoides sintéticos de uso clínico», explicó.

El objetivo, dijo, es «poner a disposición de los pacientes tales medicamentos a través de las prescripciones que autoricen sus médicos y observando los debidos controles que establezcan las autoridades sanitarias».

Asimismo, la iniciativa propone reformar el artículo 245, que niega las cualidades terapéuticas de los canabinoides naturales y sintéticos.

Por su parte, Francisco Salvador López Brito, del conservador Partido Acción Nacional (PAN), presentó ante el pleno del Senado una iniciativa que reforma diversas disposiciones de la Ley General de Salud en materia de uso médico y terapéutico de los derivados farmacológicos de las plantas del género Cannabis y del psicotrópico THC (tetrahidrocannabinol) y sus variantes.

El senador mencionó que a raíz de la sentencia de la Suprema Corte del 4 de noviembre de 2015, que concedió un amparo a cuatro personas para el uso recreativo de la marihuana, México «inicia una transformación profunda en cuanto al derecho al libre desarrollo de la personalidad y al goce máximo de la salud de cada persona».

«Pero actualmente lo que más apremia es dar prioridad al uso médico y terapéutico de los derivados farmacológicos de la cannabis y del psicotrópico THC y sus derivados que pueden acarrear beneficios a miles de pacientes con diversos padecimientos y que viven ajenos a esta oportunidad, en razón de que la posesión de la marihuana se encuentra criminalizada», destacó.

Señaló que la salud es un derecho humano «y bajo esa perspectiva se deben agilizar los mecanismos que permitan la prescripción, importación, posesión, etiquetado y consumo de los derivados farmacológicos de este estupefaciente con fines médicos o terapéuticos».

«Miles de mexicanos están esperando contar con alicientes que aminoren el sufrimiento que padecen por los diversos síndromes y padecimientos que los aquejan, de acuerdo siempre a la valoración y control de médicos debidamente certificados para ello», acotó.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: