Puente sobre río El Paso cambiará la vida en Malacatoya

Son 200 metros lineales que tendrá el paso aéreo que se desarrollará con fondos del Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI) y será ejecutada por la Empresa Constructora Las Segovias (Emcose).

Puente de Malacatoya

La barcaza se daña constantemente por los años de funcionar. LAPRENSA/ARCHIVO

La noticia de que finalmente se construirá un puente sobre el río El Paso y de esa manera unir la comarca Malacatoya con Granada mantiene emocionado a Kevin Mora porque sabe que el proyecto cambiará la vida de todos los pobladores para siempre.

Y es que él ha vivido en carne propia los resultados dolorosos por la falta de un viaducto a la hora de una emergencia. Con nitidez recuerda el día que un familiar murió a la orilla del río El Paso, esperando que la barcaza llegara y lo cruzara; o la vez que su esposa llevaba los dolores de parto y le llevó tiempo llegar al hospital de la ciudad de Granada porque el medio de transporte estaba del otro lado.

“Es algo sofocante, no es lo mismo que lo estés diciendo que lo estés viviendo en el momento de esperar, pero ya gracias a ese puente va a ser una gran ayuda porque ya pasaría directamente la ambulancia”, dice Mora, refiriéndose al puente que se empezará a construir en la primera quincena de febrero.

Son 200 metros lineales que tendrá el paso aéreo que se desarrollará con fondos del Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI) y será ejecutada por la Empresa Constructora Las Segovias (Emcose).

Rodolfo Zapata, director general de la citada compañía, explica que solo esperan los planos del diseño final del puente para empezar los trabajos pero mientras se ha avanzado en el desvío que funcionará y movieron de sitio la barcaza, exactamente 200 metros aguas arriba.

“Ya tenemos un plantel medio habilitado, obreros, hay ahorita cerca de 50 personas y cuando ya esté la parte alta de los trabajos tendremos 250 obreros”, indica Zapata, quien calcula entre 18 y 24 meses el tiempo de desarrollo de todo el proyecto.

Vieja barcaza hace lo que puede

Si los habitantes de la comarca Malacatoya necesitan cruzar el río El Paso, tienen que hacerlo en una vieja barcaza que pertenece a la municipalidad. El problema es que esta se daña de forma continúa y para llegar de una orilla a otra requiere de tres minutos.

A las personas que llegan a pie no se les cobra por el servicio, pero si es en vehículo varía dependiendo del tamaño.
La barcaza mide 25 metros de largo por 5 metros de ancho y apenas alcanzan tres vehículos livianos y si es pesado solo uno.

José Jerónimo Flores, administrador de la barcaza, calcula que a diario suben unos 200 automóviles y que esta funciona las 24 horas; “el problema es cuando hay subidas y bajadas del caudal del río y en lo que se refiere al motor a veces se daña, dura tres o cuatro días para darle solución”, añade.

Cada tres meses se cambian los cables acerados con que funciona la barcaza.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: