Identifican 21 casos de trata de personas en el Caribe de Nicaragua

Alrededor de 21 casos de víctimas potenciales de trata de personas han sido atendidos por las organizaciones Global Communities y Casa Alianza

Alrededor de 21 casos de víctimas potenciales de trata de personas han sido atendidos por las organizaciones Global Communities y Casa Alianza. LAPRENSA/ARCHIVO

Estados Unidos sigue considerando que Nicaragua no cumple con sus obligaciones internacionales contra la trata de personas LAPRENSA/ARCHIVO

Alrededor de 21 casos de víctimas potenciales de trata de personas han sido atendidos por las organizaciones Global Communities y Casa Alianza, a través de un programa apoyado por la Embajada de Estados Unidos en Nicaragua.

En su mayoría se trata de menores indígenas miskitos, en edades que oscilan entre 13 y 17 años, originarios de Bilwi y Waspam, según explicaron funcionarios de Global Communities. La embajadora de Estados Unidos en Managua, Laura Dogu, habló de la importancia de prevenir este delito en el país.

El director de Global Communities, Brian Husler, explicó que el proyecto tiene una duración de 18 meses, del cual resta un año, pero durante ese período han avanzado con la identificación de esos 21 casos.

Lea también: Pretendía llevar a sus víctimas a Guatemala para prostituirlas

Funcionarios del programa señalan que los adolescentes fueron ingresados al programa residencial de Casa Alianza.

Algunos de los jóvenes atendidos han vuelto a su entorno familiar.

Detectaron indicios de delitos conexos

Son considerados casos “potenciales” de trata de personas, porque detectaron indicios de delitos conexos como explotación sexual y explotación laboral, dos de las formas de delito de trata de personas, pero las autoridades deberán investigar la naturaleza del delito.

Puede leer: Identifican 11 nicaragüenses víctimas de esclavitud sexual en Costa Rica

Líderes comunitarios y personal especializado de Casa Alianza encontraron que las víctimas habían sufrido violencia sexual o sufrían alguna adicción a las drogas, la mayoría vivía en las calles, lo que aumenta la vulnerabilidad de caer en explotación, explicaron funcionarios de Global Communities.

Prevención es vital

Husler dijo que la prevención es la primera etapa para lo cual han trabajado “con líderes comunitarios para que ellos también estén empoderados, deben identificar los diferentes enganches y cómo deben ayudar en prevenir esto”.

Lea más en: Debilidad de frontera entre Nicaragua y Costa Rica facilita tráfico de personas

Explicó que debido a que en esas zonas remotas no hay un sitio adecuado donde las víctimas pueden ser atendidas, las trasladaron a Managua, a las instalaciones de Casa Alianza.

“La idea es empezar a fortalecer algunas de las organizaciones de la Costa para que ellos mismos puedan atender”, señaló Husler, quien agregó que trabajan con una coalición de unas 14 organizaciones incluidas universidades que laboran en esta tarea.

Falta de oportunidades económicas

Por su parte, la embajadora Dogu dijo que lamentablemente por la falta de oportunidades económicas, pobladores del Caribe nicaragüense, hombres y mujeres por igual, por dejar sus comunidades en busca de trabajo corren el riesgo de ser víctimas de la trata de personas.

Señaló la importancia de que las poblaciones de esas dos regiones del país, deben estar claros que cuando escuchen historias de excelentes ofrecimientos para un trabajo fuera de la región, “puede ser una historia falsa”.

Lea además: Fiscalía tica busca ampliar prisión preventiva a banda que prostituía a nicas

Y advirtió que en el caso de mujeres, las pueden utilizar como víctimas sexuales; mientras que los hombres pueden encontrar una situación de esclavitud de trabajo forzado y eso debe ser explicado ampliamente.

Las Regiones del Caribe nicaragüense han sido priorizadas por las organizaciones Global Communities y Casa Alianza, en el trabajo que desarrollan en Nicaragua con el apoyo de Estados Unidos, para promover programas de prevención de ese delito.

Programa en el Caribe

El programa está dirigido al Caribe por considerar que hay una incidencia más alta de ese delito que en el resto del país, por lo cual trabajan con los estudiantes en las escuelas y universidades, así como con la sociedad civil, explicándoles cuáles son las formas que utilizan los tratantes para captar a sus víctimas y de esa manera sean las comunidades las que prevengan el delito.

Dogu explicó que alrededor de ese tema cuentan con varios programas y es una inversión bastante grande dada la importancia que le dan a prevenir este delito, y en este caso están enfocados en las víctimas más vulnerables.

DIiferentes sectores deben participar

En este tipo de delitos —señaló Dogu— cada sector tiene su responsabilidad. El gobierno tiene una responsabilidad, igual que la tienen las comunidades.

“Hay tres cosas en esto: prevenir, buscar a las víctimas y ayudarles. Pero también ellos (los sectores) tienen que buscar a las redes que están haciendo esto. Las comunidades también tienen la responsabilidad”, sostuvo Dogu.

También puede leer: Mafia de tratantes aún opera en Nicaragua

La diplomática destacó que los periodistas deben estar conscientes del delito y del rol que juegan en la prevención de este delito.

“Rapidísimo ustedes pueden compartir información sobre las víctimas”, aconsejó la diplomática, quien explicó que pueden ayudar poniendo fotografías en las redes sociales, en la televisión y advirtiendo por la radio.

De esa manera, dijo, pueden compartir con la población sobre lo que representa este delito y colaborar en la prevención para evitar que más víctimas caigan en manos de tratantes.

Igualmente hacer ver a los padres de familia que ante este delito están en riesgo mujeres y varones.

El director del programa Global Communities dijo que han destinado un millón de dólares para dos fases del programa, para que las comunidades puedan identificar cuando hay un delito de trata.

Capacitan a periodistas caribeños

Las organizaciones Global Communities y Casa Alianza —con apoyo de la Embajada de Estados Unidos— promueven un taller de capacitación, que durará dos días, al que asisten 24 periodistas y comunicadores del Caribe Norte y Sur del país, como parte del proyecto: “Sensibilización, prevención y protección ante la trata de personas”.

Este es el segundo taller sobre trata de personas y primera vez en la que asisten periodistas que laboran en medios radiales y televisivos de Bilwi, Waspam y Bluefields. En la capacitación les resaltan el papel de los medios tanto en la prevención del delito así como en evitar la revictimización.

También buscan promover el intercambio entre los participantes y ampliar sus conocimientos sobre las consecuencias de este delito.

Lea: Jorge Volpi denuncia el tráfico de mujeres en su novela Las elegidas

Periodistas como Migueliuth Sandoval, de Bluefields, Caribe Sur, explicaron que actualmente en esa ciudad se ventila un caso en contra de una mujer oriunda de esa ciudad caribeña, pero actualmente está radicada en Guatemala.

La mujer fue sorprendida cuando pretendía sacar de esa localidad a dos adolescentes, pero el intento fue frustrado por las autoridades que lograron rescatar a las potenciales víctimas.

El director de Global Communities, Brian Husler, dijo que los periodistas son autores clave para prevenir este delito, pues ayudan a que llegue la palabra adonde tiene que llegar. Y espera que cuando los periodistas empiecen a difundir lo relacionado con el delito, también comenzarán a aparecer las víctimas.

Apoyo a las víctimas

Según funcionarios de las organizaciones Global Communities y Casa Alianza, a las víctimas potenciales de trata les han estado apoyando más que todo en gestiones civiles, como por ejemplo, que les extiendan certificados de nacimiento. A su vez, les apoyan en la ampliación de investigación de cada uno de los casos en cuanto a la información con el fin de explorar la posibilidad de denunciar los delitos a los que cada adolescente ha sido sometido.

Le puede interesar: Nicaragua y su mínimo esfuerzo en la lucha contra la trata de personas

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: