Otro pago de C$458 millones a Caruna por deuda de Enabas

Se trata de 457.8 millones de córdobas (15.8 millones de dólares) que fueron registrados como deuda pública y ordenados a pagar por medio de un acuerdo presidencial.

Caruna, la cooperativa vinculada con el Gobierno que creció bajo la sombra del acuerdo petrolero con Venezuela, es la principal prestamista del Estado. LAPRENSA/ ARCHIVO

Caruna, la cooperativa vinculada con el Gobierno que creció bajo la sombra del acuerdo petrolero con Venezuela, es la principal prestamista del Estado. LAPRENSA/ ARCHIVO

Los fondos del tesoro nacional nuevamente fueron utilizados para rescatar a otra empresa estatal, en este caso, a la Empresa Nicaragüense de Alimentos Básicos (Enabas), de su endeudamiento con la Caja Rural Nacional (Caruna), la cooperativa que funcionó como canalizadora de los fondos generados del acuerdo petrolero con Venezuela, y es administrada por personeros vinculados con la familia presidencial.

Lea también: Caruna, la millonaria prestamista del Estado

Se trata de 457.8 millones de córdobas (15.8 millones de dólares) que fueron registrados como deuda pública y ordenados a pagar por medio del acuerdo presidencial, 73-2017, publicado en La
Gaceta, Diario Oficial del Estado, el pasado 30 de mayo.

El artículo dos del acuerdo emitido por el presidente designado por el poder electoral, Daniel Ortega, revela que este es el último pago y la cancelación de la deuda que Enabas tenía con Caruna. Aunque no dan muchos detalles, este artículo señala que la deuda fue en concepto de “financiación para adquisición de alimentos para programas especiales”.

Más de mil millones en deudas

Una investigación de LA PRENSA publicada el 12 de abril de 2016 reveló cómo Caruna se había convertido en la principal entidad prestamista del Estado, habiéndose incorporado a deuda pública un total de 1,253 millones de córdobas (44 millones 372 mil dólares) en concepto de empréstitos con esta cooperativa.

En el caso concreto de Enabas, lo prestado por Caruna hasta abril del 2016, con una tasa de un ocho por ciento de interés anual, fue un total de 864 millones de córdobas.

El Gobierno había aprobado dos abonos a esta deuda. El primero fue publicado el 23 de diciembre del 2015 en La Gaceta, Diario Oficial del Estado, por un monto de 273 millones de córdobas.

Casi un mes después, el 22 de enero del 2016, el gobierno orteguista aprueba un nuevo desembolso, igual por 273 millones de córdobas, como abono a la deuda con Caruna. El total de la misma finalmente se canceló con este último pago de 457.8 millones, aprobado el pasado 30 de mayo, de acuerdo con lo establecido en el acuerdo presidencial.

Las otras dos entidades estatales que contrajeron deudas con Caruna fueron la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal) y la Empresa Administradora de Aeropuertos Internacionales (EAAI).

Entre enero y febrero del año pasado, el Gobierno aprobó el pago con fondos del tesoro de deudas de la EAAI con Caruna y el Banco de la Producción por un monto de 306.6 millones de córdobas.
Los acuerdos presidenciales ordenando estos desembolsos, no detallaron cuánto correspondía a cada una de estas entidades.

También entre enero y febrero del 2016, el Gobierno igual ordenó el registro como deuda pública y el pago a Caruna de 85 millones de córdobas, prestados a Enacal. Este monto se explicó en los documentos oficiales, fue para financiar las obras de agua potable de la ciudadela Ciudad Belén.

El pasado 1 de junio, LA PRENSA reveló que el Gobierno autorizó la partida de 283 millones de córdobas, por medio de los acuerdos presidenciales 65-2017 y 66-2017, para rescatar de sus deudas a Enacal y la EAAI. 250 millones de córdobas se destinaron a favor de la distribuidora eléctrica Disnorte-Dissur en concepto de pagos de deudas por suministro de energía a Enacal.

A la EAAI se destinaron 33 millones de córdobas, equivalentes a un millón 157 mil dólares, para saldar deudas de esta institución con el Banpro.

Lea también: Caruna cobra sin piedad por casas sociales

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: