Aun con tantas lluvias productores de Madriz, Jinotega y Carazo esperan buena producción

Debido a las lluvias, en varias comunidades de Somoto, Madriz, no ha salido la cosecha. Mientras que en Jinotega esperan buenos resultados de producción.

Debido a las lluvias, el productor Juan José Gutiérrez Padilla no ha podido sacar unos 196 quintales de maíz sembrados en unas cuatro manzanas de tierra, ubicadas en la comunidad de Suyapa,  municipio de Somoto, cabecera de Madriz, lo que podría generarle atrasos en los preparativos para la siembra de postrera, en septiembre.

“El problema de don Juan José es el mismo que tienen unas 9,700 familias campesinas de los municipios  de San Lucas, Somoto, Totogalpa, Yalagüina, Palacagüina y Telpaneca, para ir sacando las siembras de maíz y frijol cultivados en sus parcelas de tierra, debido a que las lluvias se han mantenido de manera constante en estas zonas”, comentó  una fuente del Ministerio Agropecuario (Mag) de Madriz.

Le puede interesar: ¿Por qué Nicaragua produce tan poco cacao si el mundo está ávido de este cultivo?

En estas zonas, las familias campesinas acostumbran a recoger sus cosechas de primera de maíz y frijol a mediados de septiembre, cuando alistan nuevamente sus tierras para iniciar con  postrera.

“Si las lluvias no paran un poco, voy a tener atrasos para sacar el maíz y frijol y también me va a atrasar en sembrar en postrera. Pero lo que más me preocupa son los frijoles que hemos estado colgándolos para que no se pudran, porque el maíz entre más agua le cae mejor es”, dijo don Guillermo Martínez López, de la comunidad La Plazuela, en el municipio de Palacagüina, donde espera sacar 49 quintales por cada manzana cultivada.

Lea también: Nicaragua busca ruta para cambiar matriz productiva

Pabla Antonia Méndez Alfaro, presidenta de la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos (UNAG) de Madriz, ha manifestado que en algunas parcelas  de pequeños productores el rendimiento de siembra de maíz y frijol por manzana ha pasado de 17 quintales a 49.

«Tengo hasta mediados del otro mes  para sacar 49 quintales de maíz por manzana,  tengo cuatro sembradas y calculo que voy a sacar unos 196 quintales en total, pero me están atrasando las lluvias”.

Juan José Gutiérrez Padilla,  productor de  Uniles, Somoto.

Jinotega optimista

En Jinotega hay mucho optimismo en las comunidades que conforman el llamado Corredor Seco. Para la líder comunitaria Yeril del Carmen Castro, de las Lomas de Sacaclí, municipio de La Concordia, este año al contrario de otros tiempos las lluvias han abundado y  no hay pérdidas en las dos manzanas de frijoles que tiene sembradas.

Castro es madre soltera. “Gracias a Dios este año hemos tenido buenas lluvias, todos estamos contentos porque la mata de frijol se desarrolló bien, a pesar de que somos del Corredor (Seco), ahorita muchos de nosotros ya estamos arrancando  el frijol para venderlo”, dijo la productora.

Le puede interesar: Productores buscan alternativas tecnológicas frente al cambio climático

“El año pasado sacamos 14 quintales de frijol, estuvo malo en la cosecha de primera, ahorita seguimos variando (desgranando las vainas de frijol) y podemos estimar que vamos a sacar los treinta quintales”, dijo Buanerge Cruz,  quien trabaja manzana y media  con su tío, Francisco Cruz, en la comunidad de La Rinconada #2, La Concordia.

Por su parte Francisco Cruz explicó que este año las lluvias han mejorado el rendimiento de los cultivos, aunque deben  apurarse a sacar la producción, porque si no las lluvias pueden generar algunos problemas.

Algunas afectaciones en Carazo

Entre un 12 y 15 por ciento, estiman miembros de la UNAG, hubo afectaciones en la cosecha de frijol, producto de las lluvias en Carazo. Juan Ramón Ramos, funcionario de la UNAG, comentó que las afectaciones han sido mínimas.

Explicó que el sector del Triángulo de Oro en el municipio de San Marcos y en las comunidades de San Carlos y Palo de Pan, en Diriamba, han sido las regiones más afectadas. “Ha habido quemas y desarrollo de hongos, eso ha afectado, pero no de gran manera, los cultivos que estaban pequeños, fueron los más perjudicados y el que estaba más grande, resistió un poco más a la lluvia”, dijo Ramos.

Lea también: Cultivos genéticamente modificados se expanden en el mundo

Raúl Hernández, miembro de la Cooperativa de Proyectos Agropecuarios de Diriamba (Coopad), informó que “lo que están haciendo ciertos productores, con el arranque del frijol, es que lo están llevando a asolear a la zona costera para salvarlo, pero los que no tenemos vehículo, lo asoleamos y lo tapamos, cuando llueve”.

Indicó que la producción del grano anda entre 18 y 24 quintales por manzana y que es positivo, porque pensaron que la cosecha sería mala.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: