Isidora López, de vendedora de naranjas en los semáforos a concejal de Managua

Isidora López resultó electa concejal de la Alcaldía de Managua en las elecciones del pasado 5 de noviembre, en la casilla del Partido Liberal Constitucionalista (PLC)

Isidora López

Doña Isidora López, junto a sus hijos y nietos, al finalizar una jornada laboral . LA PRENSA/C. Valle

Doña Isidora López lleva más de veinte años vendiendo frutas en los semáforos de Managua. Pero ahora se prepara para asumir un importante puesto como concejal.

López resultó electa concejal de la Alcaldía de Managua en las elecciones del pasado 5 de noviembre, en la casilla del Partido Liberal Constitucionalista (PLC).

La concejal electa se sorprendió cuando le informaron que se convertiría en una autoridad municipal, pues ir de cuarta candidata en la lista de Managua no le generaba a ella muchas esperanzas de resultar electa.

Sin embargo, continúa con su rutina mientras espera enero para asumir el cargo. Cada mañana al amanecer se traslada al Mercado Oriental a comprar frutas. Luego, a las seis, llega con su familia a los semáforos del monumento Alexis Argüello y media hora después ya está instalada en su mesa colmada de frutas, mientras sus hijos, cada uno con su pana en mano, se acercan a las ventanas de los carros a ofrecer las frutas cada vez que el semáforo se pone en rojo.

Managua, Nicaragua 07 de Diciembre del 2017. Santos Isidora Lopez concejal de Managua por el PLC, con su hijos y nietos. FOTOS/LA PRENSA/CARLOS VALLE.
Managua, Nicaragua 07 de Diciembre del 2017. Santos Isidora Lopez concejal de Managua por el PLC. FOTOS/LA PRENSA/CARLOS VALLE.

López vende junto a su familia entre 250 y 300 naranjas al día. De eso obtiene recursos para mantener a cuatro personas. Es madre de nueve hijos.

Revestida de sencillez afirmó: “Me voy hasta que terminamos (las frutas), si es apagando el sol, pues aquí pasamos todo el día”.

Militancia en el PLC

“Yo vengo (militando en política) desde la Unión Nacional Opositora (UNO), desde que don Arnoldo Alemán era alcalde”, agregó López, resaltando que desde pequeña acompañaba a su papá. “A él le encantaba, él era liberal hasta las cachas como dicen”, destacó.

De su candidatura

Al consultarle sobre quién la incluyó en la lista de candidatos, López no dudó en responder que fue Alfredo Gutiérrez, excandidato a alcalde por el PLC, su amigo —como ella lo llama—.

Confiesa que no quería participar. “Yo le decía: ‘ya no quiero trabajar, me siento cansada, veo que los pobres solo servimos en los partidos de escaleras, nunca nos dan oportunidad y si te dan oportunidad solo de suplente y en los últimos números solo para relleno’”, contó que le cuestionaba a Gutiérrez.


Una lideresa natural

La concejal electa Isidora López organizó a los vendedores ambulantes de los semáforos y los aglutinó en el Frente Nacional de los Trabajadores durante la época en que el fallecido Herty Lewites era alcalde de Managua. Con el apoyo de más de 150 vendedores ha luchado contra los desalojos y advierte que gracias a la organización y al esfuerzo de todos los vendedores, los diputados le entregaron una personería jurídica.


Pero Gutiérrez no se dio por vencido y la convenció, ella se fajó a trabajar en los barrios, aunque no sabía en qué posición la postularían.

“Un día nos tocó reunión con María Fernanda (Flores de Alemán, esposa de Arnoldo Alemán), y nos dijo cuál era la posición de cada uno”, narró López.

“Yo me sorprendí, le di gracias a Dios y comencé en las caminatas diarias, desde que amanecía yo estaba en ese partido”, recordó emocionada.

Comenta que no todo fue fácil, pues había días que “estábamos regalando café en las paradas con el candidato a alcalde y entonces nos decían que estábamos locos”. Resultar electa como concejal, ella lo considera una bendición.

Lo que hará desde la Alcaldía

Con gran seguridad y con la mirada perdida en los niños que en ese momento circulaban sobre el asfalto, mencionó que apoyará a toda la gente de los semáforos, pues “el Gobierno anda en construcciones de puentes y de rotondas, y vienen y los quitan y la gente no halla qué hacer”.

Ella propone que si el Gobierno quiere quitar a los vendedores ambulantes de los semáforos, antes los indemnicen,
La ahora concejal refiere que para mejorar el liderazgo político del país es necesario “impulsar a la gente de abajo, no solo a la que tiene plata, tiene que ser a los líderes porque la gente de abajo, la gente de los barrios, la gente que conoce las necesidades y puede ayudar a resolverlas”.

López confiesa que en los días que esté libre, seguirá vendiendo en los semáforos, pues la venta es su razón de ser.
Un concejal de Managua recibe aproximadamente 15,200 córdobas en dietas.

Plano personal

Isidora López es madre de nueve hijos, de los cuales seis ya no viven con ella. Estudió hasta tercer año de secundaria y recuerda con orgullo haber ganado dos medallas por sus excelentes calificaciones en Matemáticas. Cuenta que siempre obtenía la máxima calificación.

Asegura que si hubiera tenido la oportunidad de estudiar, habría escogido la Contabilidad, pues tenía mucha facilidad para trabajar con números.

Esta sencilla mujer dice tener bonitos recuerdos de su niñez, pues asegura que en medio de la pobreza sus padres siempre el dieron todo a ella y a su hermana

Relata que su mamá aún vive en el reparto Schick, el barrio que la vio nacer. Su padre murió hace nueve meses.

Dice sentirse feliz de su numerosa familia y entre risas comenta que así el día que muera, si nadie va a la vela, tendrá bastante familia que la acompañe.