Cartas al Director

Es triste y vergonzoso ver el lamentable estado en que se exhibe la bandera de nuestro país, más aún si esto sucede en edificios gubernamentales y/o, centros escolares

Cartas al Director

Ceguera espiritual

La ociosidad se dice que es madre de todos los vicios, mientras que la actividad, noblemente ejercida, mantiene limpia la mirada para que el corazón pueda amar, para mantenerlo joven, ensimismado en la contemplación de tanta y tan variada belleza creada, lo que nos lleva por vía espiritual a intuir la belleza, la bondad, y el amor de Dios Creador, que todo lo ha puesto a los pies del hombre, su obra máxima, para su felicidad y para que, a su vez, la transmita a sus semejantes.

Dios trabaja para crear y mantener lo creado, y nos ha transmitido esa capacidad, la de trabajar, en nuestro caso, para el bien de la sociedad en la que nos movemos, haciéndonos colaboradores suyos, luego es evidente que el trabajo, es un bien en sí mismo, no un castigo. Pero, ciegos espirituales, hoy día, hay más de los deseables. También se dice que el diablo es más sabio por viejo, que por diablo. Y su influencia y poder, evidente en todos los tiempos, induce en los hombres cegueras espirituales para que no vean lo esencial: la belleza de la Creación y a través de ella, el rostro amable del Señor, de Cristo, presente en todo lo creado, como en las vicisitudes propias de las vidas ordinarias de los hombres.

Muchos hombres no están ciegos del todo, pero, o tienen una fe muy débil, o una mirada incapaz de intuir las consecuencias de conductas que por ignorancia o maldad parecen trabajar para el diablo. Igualmente, muchos cristianos apenas se dan cuenta de que no vivir como tales, es colaborar con el mal, a través de sus obras y malos ejemplos.

También por los años, pienso, que no está de más ir recordando estas cosas, porque, al fin, es de sabios rectificar, y la Iglesia católica nos provee de los medios necesarios para volver al buen camino, si nos hemos extraviado, entre ellos, el sacramento del perdón. Ahí, en la confesión, nos espera, pacientemente, Dios, que siempre desea perdonarnos, si nos arrepentidos de verdad.

Antonio de Pedro Marquina.

Sanciones y fraudes

Con las sanciones emitidas por el Gobierno de los Estados Unidos (EE. UU.) en contra del presidente del Consejo Supremo Electoral, Roberto Rivas, creo que se terminará con los fraudes y farsas electorales.

Aquellos que pensaron que les volverían a regalar diputaciones y otros cargos en los próximos procesos electorales deben de darse cuenta que ya se está terminando con esa piñata electoral organizada y orquestada por el dictador Daniel Ortega y sus colaboracionistas pactistas zancudos.

Creo que el Gobierno de los EE. UU. no solamente debería de sancionar a Rivas, sino también a todos aquellos falsos demócratas y liberales que se han prestado al juego de la dictadura sandinista para llevar a cabo las farsas y fraudes electorales, a cambio de que les regalen una diputación, una alcaldía, una concejalía o cualquier otro cargo público.

Muchos de estos falsos demócratas son responsables de que en Nicaragua esté gobernando nuevamente la dictadura sandinista. Como me decía una amiga, tan responsable es el que mata la vaca como el que le hala la pata. Entonces, no solo Roberto Rivas debe de ser sancionado .

Máximo M. Castillo (Mexicano)

La bandera nacional se respeta

Es triste y vergonzoso ver el lamentable estado en que se exhibe la bandera de nuestro país, más aún si esto sucede en edificios gubernamentales y/o, centros escolares, los que hacen caso omiso a lo que ordena el Reglamento que sobre el uso de los Símbolos Patrios se publicó y se hizo circular entre las entidades aludidas, ya sean ministerios gubernamentales, instituciones o centros escolares públicos o privados.

Presentar nuestro Símbolo Patrio en ese deplorable estado es inconcebible e imperdonable.

En el 2017, en el Instituto Central de Masaya, después de mantener izada en el frontis del edificio nuestra Bandera Nacional rota y descolorida el 14 de julio Día de la Bandera Nacional, esta fue cambiada por una nueva, la que dejaron izada, recibiendo sol y agua. Ya se encuentra: descolorida, rota y enrollada en el asta.

Si tanto les cuesta bajar la Bandera, no la icen; es preferible ver un asta vacía, que con la bandera, en el lamentable estado en que la exhiben.

También en el Ministerio de Gobernación de eMasaya, la Bandera Nacional se encuentra sucia y descolorida, pues permanece izada, recibiendo agua, sol y polvo, por mucho tiempo. En el mes de septiembre Mes de la Patria, la mayoría de los canales de televisión ponen una “banderita” de Nicaragua a la “derecha” del observador, cuando lo correcto es a la izquierda del observador, como lo manda el Reglamento de los Símbolos Patrios. Hagamos lo que la ley manda.

Argentina Vega Bolaños.

A mi madre in memoriam

Se oprime el corazón al recordarte, Madre, mi único bien, mi dulce encanto.

Ignacio Manuel Altamirano.

Hace cuatro años, perdí a uno de los seres que más he amado en mi vida, mi madre, es difícil expresar con palabras lo que ella significó en mi vida. Mi madre fue mi amiga de siempre, mi consejera eterna, mi consuelo en los días oscuros, el amor de mis amores.

Como diría Dámaso Alonso “y cuando llegues, espera allí a tu hijo. Porque yo también voy a sumergirme en mi niñez antigua”.

Siempre con ese optimismo contagioso, cálida y cariñosa, como diría Vallejos: “Pero hijos…” Sentó las bases de la unidad familiar, el cariño entre hermanos, tíos y sobrinos, abuelos y nietos, amor a nuestro padre y la sabiduría de afrontar con paciencia la adversidad.

Y para este recuerdo melancólico citando a Rafael Escobar Roa “Mírame, ¡oh madre!, en la postrera hora,/ cuando a las sombras de mi noche oscura/ avance ya con vacilante paso”.

Era sabia e inteligente, prudente hasta la otra esquina y generosa hasta más no poder, fue mi ángel de la guarda, mi santa preferida, sencillamente era mi madre.

Fernando Caldera.

Derechos de los homosexuales

El 9 de enero, a raíz de una consulta del gobierno de Luis Guillermo Solís, la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) ordenó a Costa Rica garantizarle a las parejas del mismo sexo todos los derechos existentes en la legislación, incluido el derecho al matrimonio, sin discriminación alguna frente a las parejas heterosexuales.

La orden se extiende a los veinte Estados que reconocen la competencia de la Corte: Argentina, Barbados, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, República Dominicana, Surinam y Uruguay.

En abril de 2017, yo escribí un artículo para LA PRENSA, en el cual respondí a otro artículo en el cual el exministro Humberto Belli mediante bromas ridiculizaba la condición de las personas homosexuales. Aquella broma: Amigo: “Yo quiero ser gay”. Charlie: “Está bien”. Charlie: “Yo quiero ser hetero”. Amigo: “¡Homofóbico!”

Resaltaba cómo permitir que una persona sea considerada menos que otra por su orientación sexual y criminalizarlo es un peligro para toda la sociedad y que es incorrecto justificar tales discriminaciones en conceptos religiosos, pues los Estados occidentales se sostienen en normas jurídicas y no teocráticas.
Ahora los magistrados de la Corte IDH han dado la razón a este planteamiento, resolviendo que “el Estado debe reconocer y garantizar todos los derechos que se deriven de un vínculo familiar entre personas del mismo sexo de conformidad con lo establecido en los artículos 11.2 y 17.1 de la Convención Americana de Derechos Humanos y en los términos establecidos en los párrafos 200 a 218.

Es obvio ver quién tiene razón, personas como el exministro Belli o los magistrados de la Corte que tienen en sus manos la jurisprudencia global. Queda mucho camino por recorrer, principalmente soluciones al más grave problema de Latinoamérica que es la pobreza, pero este es un enorme avance en materia de derechos humanos.

Carlos Narváez.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: