Kim Jong-un

Nuevas inquisiciones

Si fuera disidente ruso y crítico de Putin, viviría muerto de miedo de entrar a un restaurante o a una heladería a tomar el veneno que allí me esperaba

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: