Crisis sociopolítica de Nicaragua aterriza en junio en la Bolsa de Valores

Las transacciones entre enero y mayo salvaron las operaciones globales de la Bolsa de Valores y evitaron que estas cayeran al cierre del primer semestre del año, según cifras del sector

alza bursátil

En Nicaragua hay cinco puestos de Bolsa autorizados por la Superintendencia de Bancos y Otras Instituciones Financieras. LA PRENSA/ ARCHIVO.

El impacto de la crisis política que atraviesa Nicaragua aterrizó en junio en la Bolsa de Valores, con una caída del 45 por ciento en sus operaciones, según reflejan cifras de la Bolsa de Valores de Nicaragua.

El fortísimo aumento de las transacciones entre enero y mayo es lo que está permitiendo que la reducción de las operaciones en la Bolsa en junio no se sienta en el acumulado del mercado bursátil.

Solo en junio, en la Bolsa, donde el sector público es el cliente por excelencia, en los puestos de bolsa se transaron 2,716 millones de córdobas, inferior a los 4,934 millones en similar mes del año pasado.

Lea: Banco Central de Nicaragua afirma que remesas deben ser pagadas en dólares

Febrero y marzo salvan la Bolsa

La reducción en junio en la Bolsa es más dramática, si se compara con los picos en febrero y marzo de este año, cuyas operaciones ascendieron a 24,872 millones y 31,683 millones de córdobas, respectivamente.

La crisis sociopolítica en Nicaragua comenzó el 18 de abril y se ha extendido hasta la fecha. En ese primer mes de inestabilidad, las operaciones en la Bolsa salieron bien libradas, pues en ese mes se movieron 9,827 millones de córdobas, superior a los 2,468 millones en similar período del año pasado.

Con ello en su conjunto, la Bolsa de Valores terminó el primer semestre con 93,450 millones de córdobas transados, superior a los 27,041 millones de córdobas en mismo lapso de 2017.

Lea: Gobierno de Daniel Ortega deja la economía de Nicaragua al borde de la caída este año

La caída en junio

En la primera mitad del año, solo en junio el mercado bursátil experimentó una contracción en sus operaciones en momentos en que la economía nicaragüense se encuentra semiparalizada por la creciente crisis sociopolítica.

El 94.30 por ciento de las colocaciones fueron realizadas por el sector público y el restante por el sector privado. Sobre los plazos de esas colocaciones, los datos de Bolsa revelan que el 72.51 por ciento fueron para siete días y apenas el 0.05 por ciento para 360 días.

El mercado bursátil es uno de los mecanismos que tiene el Gobierno para financiar parte del déficit fiscal y además sirve de instrumento monetario para el Banco Central de Nicaragua.

Le puede interesar: Caída de los depósitos bancarios frenaría aún más entregas de créditos en Nicaragua