Moda | Rediseñando el vestuario en casa

La consigna es reutilizar las prendas hasta que no se puedan usar más, le decimos como lograrlo

vestuario

¿Sabía que las prendas podrían usarse entre 100 y 200 veces? ¿Ha pensado en nuevas alternativas para darle más uso a su vestuario? ¿Está aburrida de su ropa y solo piensa en salir a comprar más?

Es muy común perder la perspectiva sobre el provecho que se le puede sacar a las prendas del armario.

Puede leer: Moda | Los vestidos más buscados de la temporada

Actualmente existen movimientos muy fuertes que invitan a reutilizar todo lo que se pueda el vestuario. Ser consciente de que la industria de la confección de ropa masivamente es una de las industrias que más contamina el mundo. La consigna es reutilizar las prendas hasta que no se puedan usar más. Esto nos invitaría a saber como transformar el vestuario que tenemos en el clóset, o recurrir como hacíamos antes, a una modista para hacer esos cambios.

Además lea: Moda | Trajes fuera de la oficina

Siempre una blusa, vestido o blazer con mangas, puede cambiar su diseño quitándole o cambiándole la manga por otras. Imagina esas mangas con nuevos detalles como unas charrateras, un fruncido, que pase de larga a media, o sumarle detalles como flecos, encaje, un vuelo, nuevos botones, etc. Si estas prendas no tienen mangas, entonces el ejercicio sería el contrario.

A un vestido o falda larga pueden ser más cortos, un vestido corto o midi puede añadírsele otra tela en el bajo que tenga un corte o diseño, como vuelos, volantes, flecos, etc., y pasar de ser muy formal a informal o lo contrario.

Le puede interesar: Moda | Peinados que sacan del apuro

Los pantalones dan la posibilidad de más cambios, como cortar en los laterales parte de la tela y agregar una franja de otra tela, textura, color o estampado para hacerlo totalmente diferente. Cambiarles o retirarle los bolsillos, agregar aplicaciones, y hasta hacerle una bastilla nueva de otro color y alargar el pantalón. Un pantalón ancho se puede transformar en uno más ajustado al cuerpo. Y por último, aquellos que son palazzos muy anchos, se pueden transformar en falda.

Un blazer largo del armario de tu papá, de tu esposo, o una pieza de segunda mano, puede ser un vestido de corto a midi, ajustarle un poco la cintura y cambiarle los botones o la tela de la solapa.

Estas mismas recomendaciones de elementos a variar aplica con los blazer o chaquetas de tu medida que están guardados.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: