Cacería feroz contra campesinos autoconvocados

Lejos de la normalidad que el gobierno pregona, pobladores viven temerosos por cacería desatada por policía del orteguismo, paramilitares y fanáticos

LA PRENSA/Cortesía

La cacería feroz que el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo ha desatado contra la población que participó de alguna manera en las protestas cívicas en contra de su gobierno en demanda de democracia y justicia, sigue derramando sangre nicaragüense y aumentando la lista de reos políticos en las cárceles del país.

Como muestra de esta persecución, ayer, la Policía Nacional dio muerte al campesino Darwin Ezequiel Rostrán Polanco, de 24 años, quien fue acusado de terrorismo, entorpecimiento del servicio público del transporte y otros delitos junto al alcalde liberal de Mulukukú Apolonio Fargas Gómez .

Ambos fueron acusados junto 16 personas más, porque presuntamente participaron en el asalto a la estación policial de Pueblo Nuevo, Mulukukú, el 11 de junio, donde fallecieron dos policías, en el caribe norte del país. Aunque sus familiares y amigos están claros que la acusación se debe a su participación en los tranques como forma de protesta ciudadana.

Fue abatido a tiros

Según una escueta nota de prensa de la policía del régimen, la muerte de Darwin Ezequiel Rostrán Polanco, se ejecutó a las 11 de la mañana del 10 de agosto, en la comunidad El Tigre, a 20 kilómetros del casco urbano de Mulukukú.

La narrativa policial indica que una patrulla ejecutaba ayer una orden judicial de captura del campesino, pero este al verse rodeado supuestamente abrió fuego contra la policía.

“El delincuente, al verse descubierto por patrulla policial, atacó con disparos de armas de fuego a compañeros policías, que repelieron la agresión, resultando fallecido el sujeto Darwin Ezequiel Rostrán Polanco, con antecedentes delictivos de tenencia ilegal de armas de fuego y abigeato”, se lee en el comunicado.

La Policía Nacional ocupó en el operativo el AK 47 junto con 4 mahagazin 2 de 30 y 2 de 40 tiros que supuestamente era propiedad de uno de los policías fallecidos durante el asalto a la estación de policía.

Otro campesino

Mientras el jueves 09 de agosto, líderes campesinos confirmaron la captura de su compañero Víctor Manuel Díaz González líder del Movimiento Campesino Anticanal de la comunidad El Fajardo, en Río San Juan. La captura se dio en el empalme de Las Azucenas en Río San Juan, cuando este viajaba abordo de un taxi y lo bajaron.

Después de casi un mes de que el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo atacó y desmontó las últimas barricadas en Monimbó-Masaya y pregona normalidad en el país; pobladores de diferentes departamentos viven con miedo e incertidumbre porque en cualquier momento la policía o paramilitares pueden capturarlos o secuestrarlos, sin orden de captura ni motivo legal.

Entre los casos recientes está el de Bayardo Siles activista de derechos humanos y estudiante de cuarto año de la carrera de trabajo social en la Facultad Regional Multidisciplinaria de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua en Matagalpa fue bajado de un autobus cuando iba para Costa Rica y no se sabe de su paradero.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: