Intensas lluvias dañan severamente los caminos de varios municipios en Carazo

Los afectados aseguran que muchos niños no han podido asistir a clases porque se ensucian la ropa y los zapatos y varios vehículos se han quedado atascados

Una de las perjudicadas es Claudia González quien pide a las autoridades adoquinar el camino. LA PRENSA/Mynor García

Pobladores del barrio San Antonio, en el municipio de Dolores, en Carazo, aseguran que las lluvias han dejado el camino que conduce al mismo lleno de lodo y que muchos vehículos se han quedado atascados.

Expresan, además, que muchos niños no han podido asistir a clases porque se ensucian la ropa y los zapatos cuando intentan avanzar a pie sobre el lodo. “Todo esto es un río cuando llueve, todos los carros se pegan y la gente a veces pasa nadando en esas aguas”, expresó Maribel Medrano, una de las afectadas.

Lea además: Buseros cruzan imprudentemente quebradas y ríos crecidos en Jinotega

Medrano comenta que cuando hay sol logran pasar a la orilla del camino, pero con los torrenciales se les hace imposible, pues las corrientes inundan el camino. “Aquí es difícil salir, uno no puede ni ir a hacer sus compras al mercado porque no hay por dónde, esperamos que manden a reparar”, agregó.

Los taxis tampoco quieren entrar al lugar, porque temen ensuciar sus vehículos y quedarse atascados.

Puede leer: Cuatro muertos por lluvias en Nueva Segovia, Chinandega y Boaco

Otra de las perjudicadas es Claudia González quien pide a las autoridades adoquinar el camino. “Aquí es horrible, uno pasa de noche de trabajar y es una oscurana, no se sabe por dónde se camina. Las corrientes traen todo tipo de desechos, la verdad que ya no aguantamos, esperamos que manden a adoquinar”, exclamó.

LA PRENSA/Mynor García

En el camino al barrio San Antonio también transita gente en motocicleta y bicicletas y tras el lodo han sufrido accidentes. En el sitio no hay cunetas o canaletas por donde puedan circular las aguas pluviales.

“El llamado que nosotros le hacemos a la Alcaldía es que manden a reparar, porque esto ya no se aguanta, año con año es el mismo problema”, señaló González.

En San Marcos

En el barrio María Auxiliadora de San Marcos la situación es similar. El lodo se ha apoderado de las calles y los vehículos, triciclos y mototaxis se quedan atascados en los fangales, que aún permanecen.

También: “Al ver el río crecido salimos en carrera”, el relato de una pobladora afectada por el desborde río Grande de Matagalpa

“Los niños aquí se han caído, me dan pesar y se regresan a sus casas llenos de lodo, esperamos que la alcaldía haga algo”, expresó María Gutiérrez, pobladora de ese sector. El camino que conduce a los barrios Villa de Jerusalén y La Unión 1 y 2 se encuentra también deteriorado.