Exembajador José Luis Velásquez duda de países del Caribe en reunión de la OEA sobre Nicaragua

José Luis Velásquez cree que los países del caribe seguirán haciéndole el juego a los dictadores Daniel Ortega y Nicolás Maduro

Los dictadores Daniel Ortega y Nicolás Maduro. LA PRENSA/Archivo

José Luis Velásquez, exembajador de Nicaragua, ante la Organización de Estados Americanos (OEA), cree que los países del caribe seguirán haciéndole el juego a los dictadores, Daniel Ortega y Nicolás Maduro, absteniéndose a votar en las resoluciones de ese organismo internacional.

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, convocó este viernes a una sesión para realizar una apreciación colectiva sobre la crisis de Nicaragua y tomar las medidas diplomáticas para poner fin a la crisis o bien continuar la aplicación de la Carta Democrática. al régimen orteguista, señalado de masivas violaciones a los derechos humanos.

“De acuerdo a lo que se aprobó hoy (ayer en el caso Venezuela) creo que todavía sigue predominando en los países del caribe ese aislamiento grande… hay 8 abstenciones y eso es sumamente grave porque quiere decir que esos país están tapándole el ojo al macho y no quieren ver el problema y el impacto de todo el continente con el restablecimiento de este tipo de dictaduras como el de Nicaragua y Venezuela”, asegura el exdiplomático.

También lea: Consejo Permanente de la OEA desconoce legitimidad de la reelección de Nicolás Maduro

Durante la sesión de este jueves del Consejo Permanente de la OEA, en el que se desconoció la legalidad del nuevo mandato de Maduro, la resolución fue respaldada por 19 países, entre ellos 13 de los 14 integrantes del Grupo de Lima, Estados Unidos, República Dominicana, así como Bahamas, Barbados, Jamaica y Haití. Venezuela, Bolivia, Nicaragua, San Vicente y las Granadinas, Surinam y Dominica votaron en contra, mientras que México, San Cristóbal y Nieves, Trinidad y Tobago, Uruguay, Antigua y Barbudas, Belice y El Salvador se abstuvieron.

El consenso en la OEA

Velásquez, sin embargo, aseguró que la decisión del Consejo Permanente de la OEA este jueves es un avance decisivo en el restablecimiento y búsqueda de la democracia en todo el continente.

“Y eso tiene como efecto colateral ir creando el consenso dentro de la OEA a no tolerar más el discurso falso ni las acciones de los crímenes de lesa humanidad que están cometiendo los regímenes de Maduro y del gobierno de Nicaragua”, resaltó Velásquez.

La comunidad internacional ha hecho llamados a Ortega, para que detenga la represión. Pero sigue la violencia estatal.

Es una derrota política para Daniel Ortega

Para el analista político Gabriel Álvarez, con solo el hecho de que el secretario general de la OEA convoque a sesión este viernes es una derrota política para el dictador Daniel Ortega, quien gobierna Nicaragua desde el 2007.

“Cuando se está rompiendo el orden democrático y constitucional y te convocan, no es normal, entonces, con solo ese hecho, esto representa una derrota política para Daniel Ortega”, sostiene Álvarez, también constitucionalista.

De acuerdo con Álvarez, quizás no exista una resolución, pero Ortega debe entender “que está en el banquillo de los acusados porque lo que sucede en Nicaragua no es normal”.

También lea: Madres de Abril solicitan a la OEA que aplique la Carta Democrática al régimen de Nicaragua

“Inicia una apreciación colectiva, la que incluso puede ser una oportunidad para Ortega para que rectifique”, explicó el jurista Álvarez horas antes de la cita en la OEA.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: