Luis Ángel Rosadilla, testigo de la OEA en las negociaciones con el régimen, sale de Nicaragua

Juan Sebastián Chamorro, miembro de la AC expresó que la salida de Rosadilla se debió a que tiene que atender un asunto familiar en Uruguay, de donde es originario.

OEA

Luis Ángel Rosadilla, enviado especial para las negociaciones en Nicaragua con la dictadura. LA PRENSA/JADER FLORES

Luis Ángel Rosadilla, testigo y enviado especial de la Organización de Estados Americanos (OEA), para las negociaciones que la Alianza Cívica (AC) ha sostenido con el régimen de Daniel Ortega, salió del país este jueves, según confirmó una fuente de esa organización opositora.

En estos momentos el diálogo entre la oposición y el régimen de Ortega se encuentra suspendido ante la falta de cumplimiento del oficialismo.

La oposición suspendió el jueves pasado las negociaciones y advirtió a la dictadura que regresarán hasta una vez que hayan excarcelado a los presos políticos.

Le puede interesar: Reformas electorales son clave para garantizar elecciones libres en Nicaragua

“Nosotros hemos sido claros, una vez que el gobierno cumpla con la excarcelación de los presos políticos, como lo contemplan los acuerdos, vamos a regresar a la mesa de negociaciones”, explicó Juan Sebastián Chamorro.

Chamorro también confirmó que la Alianza Cívica ha estado en constante comunicación con los testigos, el señor Rosadilla y el representante del papa Francisco en Nicaragua, el nuncio Waldemar Sommertag.

El miembro de la AC también expresó que la salida de Rosadilla se debió a que tiene que atender un asunto familiar en Uruguay, de donde es originario.

De acuerdo con algunos miembros de la oposición, los testigos se han sentido frustrados por la falta de cumplimiento de la dictadura Ortega-Murillo.

Lea además: OEA urge reformas electorales y la liberación de los presos políticos del régimen orteguista

La oposición y el oficialismo firmaron acuerdos entre el 27 y 29 de marzo, en el cual el orteguismo se comprometía a liberar a los 232 presos políticos que faltaban por sacar de las cárceles de la dictadura. El otro acuerdo consistía en la restitución de los derechos y garantías constitucionales.

Pese a que la AC dio a conocer su retiro de la mesa y ante la ausencia de Rosadilla, la delegación del régimen que participa en las negociaciones se hizo presente este jueves a las instalaciones del Incae, la sede donde se han realizado los encuentros entre ambos sectores.

Dicen que cumplirán

El régimen de Ortega se comprometió este miércoles a liberar a todos los presos políticos antes del 18 de junio, fecha acordada con los representantes de la AC.

En un documento denominado “Programa de trabajo del gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional para consolidar estabilidad y paz en Nicaragua”, leído por el canciller Denis Moncada Colindres, la dictadura aseguró que todos los presos políticos excarcelados, los que se encuentran en las prisiones y los que tienen abiertos procesos penales serán liberados antes de la fecha acordada.

Lea también: Jefe de gabinete de Luis Almagro llega a Nicaragua, pero no informa razones de su visita

“Nosotros esperamos que el gobierno cumpla con la excarcelación de los presos, es un compromiso que se asumió con los acuerdos”, reiteró Chamorro.

El régimen también dio a conocer este miércoles una agenda unilateral que de acuerdo con la Alianza Cívica podría suponer el rompimiento del diálogo.

“Es iluso pensar que unilateralmente puedan recomponer un Estado cuya institucionalidad ha sido derruida por el propio régimen”, asegura José Pallais, también miembro de la AC.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: