Ejecutivos de empresas de Centroamérica ahora les preocupa más la ciberseguridad que el cambio climático

En la edición del 2018, los consultados aseguraron que los riesgos medioambientales y de cambio climático eran la principal amenaza del crecimiento de las empresas, seguido del regreso al territorialismo y la tecnología emergente o disruptiva. Ahora el orden de la preocupación ha cambiado

Pese al severo impacto que está teniendo el cambio climático en la humanidad y  la elevada exposición del istmo a sufrir los embates de este fenómeno, la ciberseguridad fue identificada por los CEO de empresas en Centroamérica como la principal amenaza para el crecimiento de las compañías, desplazando a lo ambiental  del primer al
tercer lugar, en la quinta edición de una encuesta que la firma consultora KPMG publicó en días recientes.

«Impulsado probablemente por el impacto que han tenido las vulnerabilidades cibernéticas en el mundo, en la región se ha dado un cambio en el orden de importancia que los CEOs dan a distintos riesgos. Aparentemente, aquellos relacionados con la ciberseguridad y la operación son en 2019 los más relevantes, desplazando a los ambientales del primer al tercer lugar», según señala el reporte.

En la edición del 2018, los consultados aseguraron que los riesgos medioambientales y de cambio climático eran la principal amenaza del crecimiento de las empresas, seguido del regreso al territorialismo y la tecnología emergente
o disruptiva.

No obstante, el orden de amenazas para los próximos tres años se ha volcado en la región a los temas de ciberseguridad; riesgos operativos y  un tercer lugar el de  medioambiente y cambio climático. Esa percepción varía si se observan los resultados a nivel mundial, donde los ejecutivos empresariales colocan el tema ambiental y climático en el primer lugar, seguido de la tecnología emergente o disruptiva y el retorno al territorialismo.

«Este año un grupo más numeroso de CEOs a nivel mundial incluido Nicaragua (68 por ciento contra 55 por ciento en 2018) consideran que una estrategia de seguridad cibernética sólida es fundamental para generar confianza entre sus grupos de interés (58 por ciento en Centroamérica, 52 por ciento en México), y la mayoría (71 por ciento) ve la seguridad de la información como una función estratégica y una fuente potencial de ventajas competitivas (73 por ciento en Centroamérica, 56 por ciento en México», explica la firma en su reporte.

Centroamérica es una de las zonas más expuesta a sufrir el impacto del cambio climático.  Científicos del Breakthrough-National Centre for Climate Restoration advirtieron que tal será el impacto del cambio climático en la humanidad que para 2050 habrá un caos social, por lo que urgió a las industrias cambiar sus modelos de desarrollo antes de que los efectos sean irreversibles.

Además de la pérdida de hielo en el planeta, para  México y Centroamérica el centro advirtió que las precipitaciones se reducirán a la mitad, habrá un semipermanente El Niño, un fenómeno que trae sequía.

“La mayoría de las regiones del mundo ven una caída significativa en la producción de alimentos y un número creciente de fenómenos meteorológicos extremos, incluidas olas de calor, inundaciones y tormentas. La producción de alimentos es inadecuada para alimentar a la población mundial y los precios de los alimentos se disparan”, describe el Centro de investigación.

Lea también

Esperan crecimiento moderado

Otro  de los elementos que recoge la encuesta de KPMG es el optimismo en el crecimiento económico. La misma indica que a nivel mundial, incluido Nicaragua se prevé un crecimiento moderado en los ingresos de las empresas de hasta 2 por ciento anual durante los próximos tres años, “proporción que se eleva a 69 por ciento en Centroamérica y a 64 por ciento en México”.

Al igual que en 2018, el 63 por ciento de los directores ejecutivos mantienen una perspectiva de crecimiento positiva a tres años en relación con la economía global, “porcentaje que en Centroamérica se eleva a 67 por ciento y en México a 76 por ciento”.

“A la luz de los temas macroeconómicos, los desafíos para los CEOs (directores ejecutivos) son constantes; por lo que su capacidad de respuesta a los cambios estará a prueba. Mientras los líderes estén abiertos a nuevas formas de hacer negocio; fomenten la innovación; tomen riesgos apostando en la diversificación de su operación, e incluyan cambios eficientes en sus procesos, podrán mantenerse en el juego brindando soluciones integrales a sus clientes”, agrega Milton Ayón, Socio Director de KPMG en Panamá y Líder en Centroamérica.

En esta encuesta el 67 por ciento de los directores ejecutivos de Nicaragua y el mundo consideran que actuar con agilidad es la nueva moneda de los negocios, y que, de ser demasiado lentos, su organización se enfrenta al riesgo de la bancarrota.

También es importante destacar que la encuesta detalla que 8 de cada 10 directores ejecutivos buscan cambiar la composición de sus equipos de liderazgo para ser más resilientes.

“En el dinámico mercado de hoy, la resiliencia es la capacidad de evolucionar constantemente y adaptarse a los cambios acelerados. Esto implica que los directores ejecutivos reaccionen con agilidad para atender las necesidades de los clientes y centrar el esfuerzo donde tendrá el impacto más significativo”,  dijo Víctor Esquivel, Socio Director General de KPMG en México y Centroamérica.

La quinta edición de esta encuesta revela los puntos de vista de 1,300 directores ejecutivos de 11 economías representativas, para conocer la perspectiva que tienen de su negocio, así como de la economía global en los próximos tres años.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: