Así ocurrieron estas 8 grandes fugas de cárceles de máxima seguridad

Escapes espectaculares en helicópteros o a través de túneles subterráneos. Parecen salidos de una película de acción, pero ocurrieron en la vida real. Estas algunas de las fugas más famosas de todos los tiempos.

Contenido Exclusivo CONTENIDO EXCLUSIVO.

1. El rey de la cocaína de Milán

Jefe de la temible ‘Ndrangheta -la mafia calabresa-, Rocco Morabito, se escapó el pasado 24 de junio de una cárcel de Montevideo. Además de Morabito, se escaparon tres personas más.

Jefe de la temible ‘Ndrangheta -la mafia calabresa-, Rocco Morabito. LA PRENSA/Foto tomada de internet

«Se fugaron por las azoteas del edificio mediante (un) boquete», detalla un escrito de la Unidad de Comunicación del Ministerio del Interior uruguayo.

Lea además: 10 cosas que no sabías sobre Roque Dalton

El «rey de la cocaína de Milán» estaba en la mira de la Justicia italiana desde hace 23 años, por lo que ya se había iniciado el proceso para extraditarlo a su país natal. Morabito vivía en Uruguay con un pasaporte brasileño, bajo la falsa identidad de Francesco Antonio Capeletto Souza.

2. La leyenda de Alcatraz

Los hermanos John y Clarence Anglin se fugaron junto a Frank Morris, de la famosa prisión de máxima seguridad de Alcatraz. La extraordinaria fuga se realizó la noche del 11 de junio de 1962. Los prisioneros robaron cucharas y tenedores del comedor y con estas cavaron un hueco en el sistema de ventilación de las celdas y lograron salir por uno de los ventiladores sobre el tejado del pabellón B.

Panorámica de la isla de Alcatraz, de donde se fugaron los hermanos Clarence y Frank Morris. LA PRENSA/Tomada de internet

Según la leyenda, hubo un cuarto prisionero que les ayudó a fugarse, pero al final no logró salir. Desde el primer momento las autoridades penitenciarias aseguraron que los prisioneros murieron ahogados; pero nunca se encontraron sus cuerpos.

3. El instructor de yoga

En 2012 el instructor de yoga Choi Gab-bok logró escapar de la cárcel de la ciudad Daegu, en Corea del Sur, gracias a su elasticidad, su bajo peso y estatura.

Fue condenado por robo y tras pasar casi una semana en una celda de aislamiento decidió fugarse.

El instructor de yoga Choi Gab-bok, y la diminuta celda de donde se escapó. LA PRENSA/Tomasda de internet

Esperó a que los oficiales se durmieran para salir por la bandeja rectangular de la puerta de su celda por donde le introducían los alimentos. Esta abertura medía unos 45 centímetros de ancho por unos 15 de alto. Choi se puso una especie de aceite para facilitar su deslizamiento.

4. El Chapo y los 100 millones de dólares

Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán logró el 11 de junio de 2015, una de las fugas más espectaculares de todos los tiempos. El entonces jefe del Cártel de Sinaloa, se escapó de la cárcel de máxima seguridad del Estado de México, a través de un túnel que tenía ventilación, iluminación y medía unos 1,500 metros de largo.

El narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán, cuando fue capturado por segunda vez en 2014. LA PRENSA/Tomada de internet

Según especialistas la travesía de Guzmán hacia la libertad duró unos 20 minutos y tuvo un costo de unos 100 millones de dólares. El Chapo ya se había fugado en 2001.

5. Se escapó en un helicóptero pilotado por su esposa

Pasó 27 años de su vida en la cárcel y es poseedor de un récord de cinco fugas. Pero lo que hace grande la leyenda del francés Michel Vaujour es la fuga que protagonizó en mayo de 1986.

Lea también: 10 cosas que quizá no sabías sobre, La Casa de Papel, una de las series más exitosas de Netflix

Su esposa Nadine Bourgain, que solo un mes antes sacó su licencia de piloto de helicóptero, logró volar hasta la cárcel La Santé en París, lanzó una cuerda a su marido, que estaba sobre el techo, y escaparon juntos ante la mirada de los guardias.

 El francés Michel Vaujour, luego de salir en libertad escribió un libro sobre sus fugas. LA PRENSA/Domingo

Meses después Vaujour intentó robar un banco y volvió a caer en prisión. Fue liberado por buena conducta en 2003 y por primera vez salió de la prisión por la puerta grande.

6. Otro francés en helicóptero

Al parecer este tipo de fugas es muy popular en el país galo. Pascal Payet, condenado por asesinato a 30 años de prisión, escapó de la cárcel de Luynes a bordo de un helicóptero el 12 de octubre de 2001. Sería capturado nuevamente y se volvería a fugar en 2003, y luego en 2007. Ese año fue trasladado a la prisión de máxima seguridad de Grasse. Tiene una condena de cárcel que finaliza en 2038.

Pascal Payet en uno de sus tantos escapes utilizó uno de estos helicópteros. LA PRENSA/Tomada de internet

7. La fuga de Colditz

Esta historia valió para un libro, una serie y hasta para un juego de mesa. El castillo Alemán de Colditz se convirtió durante el nazismo en una prisión de alta seguridad exclusiva para oficiales del bando de los aliados. Estos oficiales además de su alto entrenamiento eran enviados a este castillo porque muchos de ellos habían intentado escapar de otras cárceles alemanas.

También lea: Mario Rocha: “El objeto más extraño que tengo es un trozo del muro de Berlín”

Así se mira en la actualidad el castillo de Colditz. LA PRENSA/Tomada de internet

Lograron escapar de Colditz el teniente británico Airey Neave, que salió por un agujero y se vistió como oficial alemán; el teniente francés Pierre Mairesse Lebrun, que saltó la alambrada con ayuda de un compañero y llegó en bicicleta hasta la frontera con Suiza; y el capitán británico Patrick Reid, que salió por un sótano de dicho castillo.

8. Pablo Escobar y su escape de «La Catedral»

El 22 de julio de 1992 el famoso narcotraficante colombiano Pablo Escobar Gaviria se fugó de la cárcel «La Catedral» ubicada en Antioquía, al norte del país cafetero. Escobar encabezó un motín en dicha prisión, donde se encontraba desde junio de 1991, cuando se había entregado de manera voluntaria con la única condición de no ser extraditado a Estados Unidos.

La cárcel de la catedral fue construida por el mismo Pablo Escobar. LA PRENSA/Tomada de internet

«La última imagen que me quedó de Pablo Escobar fue la de un hombre con máscara de gases», dijo uno de los testigos. Al momento de la fuga fuerzas del Ejército de Colombia entraron a la prisión lanzando gases lacrimógenos y disparando para evitar el escape.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: