BBC News Mundo

Reino Unido denuncia que Irán intentó interceptar un petrolero en el conflictivo estrecho de Ormuz

El HMS Montrose se posicionó entre los tres barcos iraníes y el petrolero British Heritage antes de emitir advertencias verbales a las naves iraníes, aseguró el representante del ejecutivo británico

Reino Unido, Irán

El buque de la marina británico repelió el intento de intercepción de un petrolero británico por parte de barcos iraníes, dijo el gobierno de Reino Unido. BBC MUNDO/REUTERS

Tres barcos iraníes intentaron interceptar este jueves a un petrolero británico que navegaba en las aguas del Golfo Pérsico antes de ser disuadidos por un barco de la Marina Real Británica, según informó un portavoz del gobierno de Reino Unido.

El HMS Montrose se posicionó entre los tres barcos iraníes y el petrolero British Heritage antes de emitir advertencias verbales a las naves iraníes, aseguró el representante del ejecutivo británico, quien describió la maniobra como «contraria al derecho internacional».

Irán había amenazado con tomar represalias por la incautación previa de uno de sus petroleros en Gibraltar, pero negó cualquier intento de incautación.

El British Heritage estaba cerca de la isla de Abu Musa cuando fue abordado y acosado por los barcos iraníes, según pudo confirmar la BBC. Aunque la isla se encuentra en aguas en disputa, el HMS Montrose permaneció en aguas internacionales en todo momento, aseguraron las mismas fuentes.

Mapa con las rutas mercantes en el golfo Pérsico.

Personal armado del HMS Montrose, la fragata británica que escoltaba el petrolero, alertó a los barcos iraníes y les ordenó retroceder. Las naves iraníes atendieron la advertencia y no hubo disparos.

Un portavoz del gobierno del Reino Unido dijo: «Contrariamente a la ley internacional, tres buques iraníes intentaron impedir el paso de un barco comercial, el British Heritage, a través del estrecho de Ormuz».

La ministra de Defensa británica, Penny Mordaunt, dijo que el incidente era motivo de preocupación para el gobierno e instó a las autoridades iraníes a «aliviar la situación».

Por su parte, el ministro de Exteriores, Jeremy Hunt, ratificó que el Ejecutivo monitorearía la situación «con mucho cuidado» y el portavoz oficial de la primera ministra, Theresa May, dijo que Downing Street (sede de la primera ministra) estaba «comprometido a mantener la libertad de navegación conforme al derecho internacional».

Posición del petrolero y buque de la marina británica en el momento del incidente.

En un comunicado facilitado a la BBC, un representante del gobierno iraní criticó la reciente aprehensión del buque iraní en Gibraltar, territorio de ultramar de Reino Unido.

Londres justificó la incautación de la semana pasada argumentando que el navío se dirigía a Siria y eso representaba una violación de las sanciones impuestas a Irán por la Unión Europea.

«Todo el mundo espera que Reino Unido reconozca su error muy rápido y que libere el tanquero tan pronto como sea posible, no hay justificación para que (Reino Unido) utilice las circunstancias en su propio beneficio».

A fecha de jueves 11 de julio, el buque sigue anclado a unos 3 kilómetros de la costa este de Gibraltar, cuyo gobierno no ha querido hacer comentarios al respecto. El caso está ahora en manos del Tribunal Supremo y bajo investigación policial.

Por su parte, el ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif, dijo que Reino Unido había hecho la denuncia «para crear tensión».

«Estas afirmaciones no tienen valor», dijo Zarif, citado por la agencia Fars.

Petrolero Grace 1

La semana pasada, marines británicos ayudaron a detener al petrolero iraní, Grace 1.

Petrolero Grace 1
La semana pasada, marines británicos ayudaron a detener al petrolero iraní, Grace 1. BBC MUNDO/Reuters

Este no es el primer incidente que ocurre recientemente con petroleros en aguas del estrecho de Ormuz. Hace menos de un mes las explosiones de dos petroleros estadounidenses en las mismas aguas provocaron un fuerte enfrentamiento entre los gobiernos de Washington y Teherán.


Análisis de Jonathan Marcus, corresponsal de Defensa de la BBC: «Las cosas solo pueden empeorar»

Irán parece estar tratando su amenaza contra buques británicos a raíz de la incautación de un petrolero iraní en Gibraltar.

Pero aunque este incidente tiene una dimensión específicamente bilateral, también es un poderoso recordatorio de que las tensiones en el Golfo no han desaparecido.

Y con cada señal de que la disputa sobre el acuerdo nuclear con Irán tiene visos de continuar, las cosas solo pueden empeorar.

El episodio puede dar cierto impulso a la tentativa de Estados Unidos de reunir una fuerza naval internacional en el Golfo para proteger el transporte marítimo internacional.

Pero lo más preocupante de todo es que muestra que los elementos dentro del sistema iraní, como el brazo naval del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria, tienen la intención de alimentar la presión.

Esto, inevitablemente, juega a favor de la postura de Trump, que abandonó el acuerdo nuclear firmado con la República Islámica, mientras que Gran Bretaña y sus socios europeos clave intentan mantenerlo vivo.


Enfrentamientos entre Reino Unido e Irán

La semana pasada, marines británicos ayudaron a las autoridades de Gibraltar a apoderarse del petrolero iraní porque aseguran que había evidencias de que se dirigía a Siria, violando así las sanciones impuestas por la Unión Europea.

Un representante del gobierno iraní dijo entonces que si el barco no era liberado, un petrolero británico debía ser secuestrado como represalia.

El presidente iraní Hassan Rouhani.
El presidente iraní Hassan Rouhani culpó a Reino Unido de generar tensión en la región enviando a buques de su marina para proteger a petroleros británicos. BBC MUNDO/Getty Images

Además, Irán convocó al embajador británico en Teherán para quejarse por lo que calificó como una «forma de piratería».

El miércoles, el presidente iraní, Hassan Rouhani, se burló del Reino Unido, diciendo que era «temeroso» y «desesperado» usar buques de guerra de la Real Marina Británica para escoltar a un tanquero en su paso por el Golfo.

«Tú, Gran Bretaña, eres el que inicia la inseguridad y te darás cuenta de las consecuencias más adelante», advirtió el mandatario.

El HMS Montrose había seguido anteriormente al petrolero británico Pacific Voyager en algunos de los tramos de su viaje por el estrecho de Ormuz, pero en esa ocasión no hubo incidentes.

Este último choque con Teherán llega en un momento en el que las tensiones entre Estados Unidos e Irán van en aumento.

La administración Trump, que se retiró de un acuerdo internacional sobre el programa nuclear de Teherán, ha reforzado las sanciones contra Irán. Sus aliados europeos, incluido Reino Unido, no han seguido el ejemplo.

No obstante, la relación entre el Reino Unido e Irán también se ha vuelto cada vez más tensa, después de que Gran Bretaña dijera que el régimen iraní era «casi seguramente» responsable de los ataques contra los dos petroleros estadounidenses en junio.

Reino Unido también ha estado presionando a Irán para que libere a la madre británica-iraní Nazanin Zaghari-Ratcliffe, encarcelada durante cinco años en 2016 después de ser condenada por espionaje, acusaciones que ella niega.

Relaciones entre Estados Unidos e Irán

Pero si dos países han vivido una escalada de tensión en sus relaciones en los últimos meses, esos son Estados Unidos e Irán.

Washington culpó a Teherán de los ataques contra seis petroleros los pasados meses de mayo y junio.

El jefe del Estado Mayor Conjunto de los militares estadounidenses, el general Joseph Dunford, dijo el miércoles que quiere crear una coalición militar multinacional para salvaguardar las aguas alrededor de Irán y Yemen.

El embajador de las Naciones Unidas en Irán ha insistido en que los países europeos deben hacer más para compensar a Teherán por las pérdidas económicas infligidas por las sanciones estadounidenses. De lo contrario, los iraníes seguirán superando los límites de su producción de combustible nuclear.

 

BBC News Mundo
×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: