Oliver Flores noquea de forma contundente a Rolando Giono en Panamá

Oliver Flores tiene una gran confianza en sus cualidades que cuando sube al ring se mueve con naturalidad y sobre todo: convicción

Oliver Flores peleó en 2015 por primera vez por título mundial en Japón. LAPRENSA/ARCHIVO

Oliver Flores tiene una gran confianza en sus cualidades que cuando sube al ring se mueve con naturalidad y sobre todo: convicción. El muchacho de León se trazó un objetivo tras verse noqueado en 2015 contra Takashi Uchiyama. Era la pelea de su vida, el momento que tanto había esperado, pero el campeón impuso la ley del más fuerte en tan solo tres asaltos. Sin embargo, Flores no ha dejado de creer. Este jueves noqueó en dos asaltos al panameño Rolando Giono.

Trombita, como se le conoce a Flores, desplegó todo su boxeo ante un oponente discreto de 12 derrotas y 23 triunfos. Giono no encontraba al nicaragüense, quien se movía constantemente desconcertándolo. Ese fue el primer paso de Flores, estar alejado de la pegada de Giono y crear confusión en cómo atraparlo, luego empezó la segunda etapa de su estrategia: descargar la izquierda como arma venenosa que dormía lentamente al canalero. Entrar y salir, entrar, salir, girar y descargar, era el patrón.

En el segundo asalto Giono ya estaba mareado, desgastado y un poco golpeado. Flores olió rápidamente el nocaut, puso pausa a sus movimientos constantes y se fijó el objetivo de acabar con el combate. Destrozó la escasa guardia de Giono, lo mermó a los bajos y finalizaba las combinaciones en el rostro. En medio del intercambio hubo un golpe de izquierda de Flores que golpeó directamente el centro de la cara del contrincante, inmediatamente se escuchó en el Centro de Convenciones del Hotel Panamá el “uhhhhhhhh” de todos los fanáticos presentes.

Finalmente, el réferi de la pelea decidió que el castigo estaba siendo demasiado y detuvo las acciones. Flores arribó a 30 victorias por tres derrotas y sumó su nocaut 19.
De aquel Trombita decepcionado por haber perdido en Japón solo queda el recuerdo. El muchacho se está reinventando, está ranqueado en el puesto 11 de las 135 libras de la AMB y espera con ansias otra oportunidad titular. A sus 28 años se siente preparado.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: