Policía Orteguista usa sus perros para intimidar a los manifestantes en Nicaragua

Desde julio, la Policía Orteguista (PO) utiliza más a menudo, la técnica canina como otro método represivo contra la población que desea ejercer su derecho a la protesta cívica.

Springer spaniel, cocker spaniel, pastor alemán, pastor belga y labrador retriever son la razas de perros que la misma Policía Orteguista cría para después ser adiestrados para intervenir en casos de robo, allanamientos de drogas, búsqueda de armas de fuego o persecución de delincuentes; sin embargo, en los últimos meses la PO ha recurrido a la técnica canina para intimidar a la población que quiere manifestarse, señalan diversos especialistas.

“Desde hace varios años la técnica canina se ha encargado de la reproducción y cría en las razas-ya mencionadas- a fin de mejorar la calidad genética y aptitudes de los canes para su adiestramiento en cada especialidad”, según datos publicados en la Revista Visión Policial, número 153, de marzo-abril de 2019.

Forman muralla con los perros frente a los manifestantes

La utilización de la técnica canina por parte de la Policía se notó con fuerza el 25 de julio, cuando se anunció una marcha en Managua, que fue asediada por cientos de agentes que a toda costa impidieron que la población se desplazara; arrestaron y agredieron a varios ciudadanos.

Ese día, desde temprano, cientos de policías se formaron en una fila frente al edificio Lafise, con sus canes en mano, identificados con un chaleco de la institución, cuya jerarquía ha sido señalada por cometer crímenes de lesa humanidad.

Este pasado lunes, ante el anuncio de una marcha universitaria, la PO, nuevamente, decidió sacar a sus perros. Los antimotines y patrullas rodearon la Universidad Centroamericana y el sector de Plaza Las Victorias, donde lucieron a los canes; acción que desde la perspectiva de una fuente especializada en entrenamiento de animales, que pidió su anonimato para evitar represalias de la Policía, muestra un incremento de mayor represión, para intimidar a la población que sigue demandando el derecho a la protesta pacífica.

La fuente explicó que es normal que la Policía use escudo, rodilleras, chalecos y los demás elementos que conforman su traje, en el caso de las unidades especiales, pero no perros. Esto se relaciona con el desconocimiento que se tiene sobre el protocolo de actuación de la fuerza pública.

“Por lo que se ha visto como han actuado tienen su propio protocolo, que es un protocolo para agredir, atacar, disparar y asesinar”. Consideró que los perros que están utilizando deben estar entrenados para atacar o deben de tener una palabra clave para que se cumpla esa orden, explicó.

La Policía Orteguista entrena a sus canes para la detección de drogas, explosivos o para identificación de un ser humano.
LAPRENSA/JADER FLORES

El entrenamiento de las Unidades Cinófilas

Eso concuerda con el entrenamiento que reciben las Unidades Cinófilas, a como les denomina la institución policial a la técnica canina. El proceso de formación consta de tres fases: la primera, consiste en la teoría de adiestramiento que está relacionada con la motivación, temperamento y anatomía del perro; seguida del adiestramiento general que responde a la disciplina del can respecto a los comandos verbales del guía y la última, es el entrenamiento especial, enfocado en la detección de drogas y explosivos, y en el caso de  los perros de rastreo, en la micro huella para que detecten el olor del ser humano, expone la revista Visión Policial.

Lea Además: Edificios y universidades son asediados por la Policía Orteguista para evitar protestas y piquetes contra la dictadura

 El pasado 30 de julio finalizó uno de los cursos de formación en técnica canina, en el que se hizo una demostración de la destreza de los canes que utiliza la Policía para encontrar droga y para una persecución de un supuesto delincuente, donde el perro lo ataca con agresividad.

Para la presidenta del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), Vilma Núñez, el uso de canes por la Policía es otro método represivo, que pone en riesgo a la población, ya que el perro puede zafarse de su guía o bien puede ser utilizado para agredir y después argumentar que fue un accidente.

“La técnica canina son perros entrenados definitivamente para atacar una presa. Y atacar una presa es un delincuente, alguien que está identificado ya, con determinada comisión de un delito (…)” expresó la defensora de derechos humanos.

Por su parte, en la Ley 228, Ley de la Policía Orteguista, señala en el artículo 39, que la «Técnica canina es la encargada del mantenimiento y desarrollo de los recursos técnico-caninos de la Policía», pero no da mayor explicaciones al respecto.

Lea También: Asedio de la Policía Orteguista no detiene protestas azul y blanco

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: