Llegan a Managua aproximadamente 60 nicaragüenses deportados de Estados Unidos

El drama de las deportaciones no tiene fin. Constantemente arriba un avión con personas que intentaron ingresar a Estados Unidos de forma irregular, o que ya estaban allá pero de forma ilegal.

El grupo de deportados llegó la tarde de este miércoles a Managua. LA PRENSA/R. Moncada

Pedro Amador madruga todos los días de su vida para trabajar en el campo, pero este miércoles se levantó más temprano para salir hacia Managua, a reencontrarse con su hijo Jackson Amador, quien llegaría deportado de los Estados Unidos junto a unos 60 nicaragüenses más.

Esperó cerca de cinco horas afuera del portón nueve del aeropuerto Augusto C. Sandino, bajo la sombra de un árbol, hasta que divisó a su hijo, quien en ese momento brindaba sus datos personales a agentes policiales. Sonrió en seguida porque pronto volvería a abrazarlo. «Estuve aquí hace 15 días porque pensé que vendría, pero no fue así. Hasta ahora», confiesa emocionado.

Jackson salió de Nicaragua hace ocho meses con la esperanza de poder entrar a Estados Unidos ilegalmente. Su sueño, cuenta su padre, era trabajar allá y mandar dinero para construirse una casa. Pero no lo logró, después de varias semanas saltando Centroamérica y cruzar México, entró a territorio estadounidense y se entregó ante las autoridades migratorias, con el propósito de pagar luego una fianza, a como lo hizo un tío suyo dos años atrás.

Pero todo fue en vano. «Ahora no están aceptando fianza, ahora lo mandan a uno al centro de detención y en poco tiempo lo deportan. Todo ha cambiado, ahora es más difícil que cuando cruzó mi tío», lamenta Jackson ahora que se ha encontrado con su padre y lo ha abrazado sin emoción, como si fuera alguien a quien acaba de conocer.

Lea: Angustia y llanto, el drama de los nicaragüenses deportados de Estados Unidos

Hay otros deportados que se abrazan con fuerza y lloran. Una señora que evita brindar su nombre, abraza al nieto que se fue hace seis meses hacia el norte, con el propósito de alcanzar el «sueño americano», pero que de la frontera no logró pasar.

Lea también: Costa Rica deporta a 15 nicaragüenses y expulsa a otro por abuso sexual

La ruta del viaje

Los nicaragüenses que hoy fueron deportados de Estados Unidos abordaron en el estado de Luisiana un avión a las 4:00 a.m., hicieron escala en Texas, donde subieron a un grupo de guatemaltecos y posteriormente salieron hacia Centroamérica. Aterrizaron en Guatemala para dejar a la primera parte y luego Nicaragua.

Pedro Amador abraza a su hijo Jackson, luego de no verlo durante ocho meses. LAPRENSA/R.FONSECA

De acuerdo al departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos, en el año fiscal 2019 -que comprende del 1 de octubre de 2018 al 30 de septiembre del 2019- se repatriaron a 2,240 nicaragüenses.

Puede interesarle: Estados Unidos deportó a 2,240 nicaragüenses en 2019

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: